El sedán más vendido de Toyota: Camry

Hay modelos que marcan a las marcas por su éxito o fracaso. Pero por extraño que parezca hay pocos modelos que generación con generación logran tener un éxito tal que se vuelvan no sólo el buque insignia, si no también su best seller, su consentido y auto preferido por el mercado.

Ningún otro sedán de tamaño mediano, bajo los estándares americanos, es tan popular como el Toyota Camry en ventas totales. Se gano a pulso una reputación de fiabilidad sin precedentes, el Camry ganó a muchos adeptos desde su creación, sobretodo a aquellos que buscaban un sedán familiar que entregara muchos años sin problemas y con servicios de mantenimiento justos y sencillos. El Corolla y el Camry son de los autos más vendidos de Toyota. La marca nipona ha producido un diversas variantes del Camry desde que presentó el modelo, como el Celica Camry de tracción trasera hasta coupes y vagonetas en su tercera generación. El Camry nunca ha sido el auto más emocionante de conducir, ni el más pasional hasta ahora, pero sus éxitos en ventas demuestran que es un ícono.

Con la llegada del nuevo Toyota Camry 2018, tenemos que revisar la historia del modelo y tenemos algunos datos interesantes para ustedes.

Primeras tres generaciones

  • Toyota presentó el Camry como modelo ‘83 con dos tipos de carrocería: sedán y hatchback. A diferencia del Celica Camry de tracción trasera que se vendió en Japón de 1979 a 1983, la primera generación del Camry fue de tracción delantera. Las opciones de motorización incluían tres motores de cuatro cilindros. Un 1.8 litros o un 2.0 litros a gasolina acoplados a una transmisión manual de cinco velocidades o una automática de cuatro velocidades. También se ofreció un 1.8 litros turbodiésel de cuatro cilindros como el tercer motor en los Estados Unidos, pero únicamente acoplado con una transmisión manual.
  • La segunda generación del Camry llego en los años 1987 a 1991, el primero en ofrecer el motor V6 y dejando a un lado la opción diésel. Los motores 1.8 litros y 2.0 litros de cuatro cilindros se mantuvieron con la misma configuración de transmisión. Fue la primer generación en ofrecer la carrocería tipo vagoneta, que reemplazó al hatchback. La tracción total también se ofreció para la segunda generación y sigue siendo el único Camry que ofreció tracción en las cuatro ruedas como opción.
  • En 1992, el Camry oficialmente pasó de ser un auto compacto a un auto de tamaño mediano, la tercera generación era significativamente más grande. La tercer variante del modelo fue el coupé para el año 1993, en producción hasta 1996 únicamente. La oferta de motores se recortó, quedando un 2.2 litros de cuatro cilindros como el motor de serie y el 3.0 litros V6 era el opcional.

Cuarta generación

  • Ofrecía un V6 con una potencia de 192 hp y 209 lb·pie de torque, acoplado a una transmisión manual de cinco velocidades. Logró hacer el 0 – 100 Km/h en: 7.0 segundos. Sin llegar a ser un deportivo, ofrecía un buen manejo e inmejorable respuesta para su segmento.
  • Toyota trajo de vuelta la versión coupé en 1999 pero bajo el nombre de Solara con el motor V6 y prestaciones más interesantes debido a su configuración y peso.

Quinta generación

  • En el 2003 montaba un motor 2.4 litros de cuatro cilindros, el cual se acoplaba a una transmisión automática de cuatro velocidades y entregaba 157 hp.
  • A pesar de que el motor V6 obtuvo un poco más de potencia que su predecesor, la quinta generación del Camry no sufrió grandes cambios mecánicos que enloquecieran el mercado.

 Sexta generación

  • Se presentó en 2007, siendo Auto del Año de Motor Trend 2007. Esta fue la generación de Camry más rápida disponible en el mercado. Los modelos equipados con el motor 3.5 litros V6 de 268 caballos de fuerza y transmisión automática de seis velocidades hacía el 0 – 100 Km/h en tan solo 6 segundos.
  • La sexta generación del Camry ofreció por primera vez una opción “Híbrida”. Montaba un motor de 2.4 litros de cuatro cilindros acoplado a un motor eléctrico para una potencia total combinada de 187 caballos de fuerza.

 Séptima generación

  • Llegó con pocas actualizaciones, ofrecía el motor de cuatro cilindros y una versión híbrida actualizada, siendo la generación con mejores tiempos de aceleración con el motor V6.

Octava generación

  • Es el tercer vehículo presentado por la marca con la nueva plataforma TNGA, se presume que el Camry se maneja mucho mejor gracias a un centro de gravedad más bajo, menos peso y un cuerpo más rígido. Además, tiene por fin, un diseño más interesante, pasional y muy deportivo. Por ahora no llegara a México el motor V6, pero definitivamente luce un auto menos aburrido en principio (concepción en el mercado nacional), que ofrece los mismos valores de la marca desde la primera generación, que son: fiabilidad, durabilidad, espacio, confort y sobre todo la tranquilidad de ser un Toyota.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s