El I.D. R Pikes Peak que manejará Romain Dumas el 24 de junio de 2018 en la competencia “Pikes Peak International Hill Climb” tiene la transmisión más sofisticada que ha desarrollado Volkswagen Motorsport hasta el momento. “Abrimos nuevos caminos con el I.D. R Pikes Peak: es la primera vez que Volkswagen compite en una carrera con un auto completamente eléctrico. Junto con el concepto aerodinámico y los requisitos especiales del chasis deportivo, el desarrollo de la transmisión eléctrica fue el reto más complejo”, explica François-Xavier Demaison, Director Técnico en Volkswagen Motorsport.

El primer auto de carreras totalmente eléctrico de Volkswagen tiene dos bloques de baterías de iones de litio intervinculados e integrados, ubicados a la izquierda y la derecha de la cabina. Las baterías alimentan de energía a dos motores eléctricos de alto rendimiento separados para los ejes frontal y posterior. Juntos aportan un rendimiento de 680 Hp. El nivel de desempeño real se controla electrónicamente dependiendo de la situación de la pista. Esto significa que la conducta de manejo neutral ideal para un auto de carreras se alcanza cuando se acelera al salir de una curva pronunciada, por ejemplo, las ruedas delanteras también transmiten una fuerza de impulso hacia la pista, además de la potencia de transmisión. Cuando Romain Dumas pise el acelerador o el pedal del freno durante la más famosa escalada de montaña del mundo, los movimientos no serán transmitidos por cables, sino digitalmente.

El I.D. R Pikes Peak por sí mismo produce hasta 20% de la energía eléctrica requerida para la carrera de 19.99 kilómetros. Los motores, que en otros casos impulsan al auto, funcionan como generadores durante el frenado. Este proceso de recuperación les permite generar la energía que fluye de regreso a la batería y también contribuye en parte al rendimiento del freno. Un sistema de frenado convencional proporciona la desaceleración adicional requerida. El sistema de freno-por-cable del I.D. R Pikes Peak es un prerrequisito para esto. “La interacción entre la recuperación y el frenado mecánico se controla con sistemas electrónicos que el piloto no percibe”, explica Marc-Christian Bertram, Director de Elementos Eléctricos/Electrónicos en Volkswagen Motorsport.

Volkswagen Motorsport fue pionero audaz en la tecnología de transmisión en el I.D. R Pikes Peak. “Fue un gran reto para todo nuestro equipo de ingeniería. No teníamos experiencia en transmisiones eléctricas, a la cual pudiéramos acudir en un contexto de carreras y sólo se tenían siete meses para su desarrollo, así que apenas y pudimos hacer pruebas en la ruta real a finales de mayo”, resume Bertram. Cierta tensión seguirá en el aire hasta el día de la carrera, cuando Dumas acelere en Pikes Peak buscando un nuevo récord en la categoría de vehículos eléctricos. El récord actual permanece en 8:57.118 minutos.

Los ingenieros de Volkswagen Motorsport pueden estar seguros de que aportaron la mejor preparación posible. Durante el desarrollo de las baterías para el I.D. R Pikes Peak también aprovecharon el conocimiento de los departamentos técnicos para la movilidad eléctrica de la compañía matriz en Wolfsburg y el Centro de Preproducción (VSC) en Brunswick. “El desarrollo técnico en Volkswagen tiene talleres y laboratorios para hacer pruebas de desempeño en baterías”, explica François-Xavier Demaison. Como primer paso realizamos pruebas en las celdas y los módulos de una batería individual. En un auto de carreras debes estar consciente de los requisitos especiales para el cableado y el aislamiento. Volkswagen tiene gran experiencia en tecnología de alto voltaje. Fue una gran ayuda poder beneficiarnos de eso”.

Los ingenieros hicieron mucho más que sólo apegarse a los estrictos estándares de seguridad de la FIA, el organismo que supervisa el mundo de los motores deportivos para la Fórmula E y los autos híbridos en la categoría LMP que compiten en la carrera de 24 horas de Le Mans. “Durante el desarrollo de nuestros sistemas de batería, utilizamos el exigente proceso de pruebas proveniente del desarrollo de producción”, añade Bertram.

El ingeniero en jefe de Volkswagen Motorsport estuvo atento al trabajo de sus colegas del área de desarrollo de producción mientras se concentraban en la futura familia I.D. La primera serie Volkswagen con una transmisión totalmente eléctrica está programada para entrar al mercado a partir de 2020 y esto le interesa a Marc-Christian Bertram también cuando está fuera del trabajo. “Me he dedicado al auto de carreras I.D. R Pikes Peak durante meses, pero es triste que probablemente nunca lo podré manejar. Ésta es la razón por la cual ansío hacer mi primer viaje en uno de los modelos de producción de I.D.”.

11_MercedesClaseC_bannerReforma_640x200

Anuncios

Escrito por Luisdemen

Ingeniero Mecatrónico, vagabundo en el mundo, amante & geek de los autos, creador y fundador de CarManía, amante de la tecnología, moda, relojes y el buen comer. Soñador alegre e incansable alma en busca de aventuras... Me puedes seguir en: Facebook: www.facebook.com/luisdemen Twitter: @luisdemen Instagram: @luisdemen

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.