Saltar al contenido.

Audi avanza sistemáticamente en su ofensiva eléctrica

Audi avanza sistemáticamente en su ofensiva eléctrica: tanto el Audi e-tron como el Audi e-tron Sportback ganan en agilidad y dinamismo con las nuevas versiones S. Los tres motores eléctricos, dos de ellos situados en el eje trasero, ofrecen en conjunto 370 kW (503 CV) de potencia máxima y un par de 973 Nm. Esto permite que los dos modelos eléctricos aceleren desde parado hasta alcanzar los 100 km/h en 4,5 segundos. El control inteligente del sistema de propulsión eleva la seguridad y la dinámica del vehículo a un nuevo nivel: además de la tracción eléctrica a las cuatro ruedas, cuenta con vectorización eléctrica del par, que distribuye el par entre las ruedas del eje trasero de forma activa y totalmente variable.

Dynamic photo

Dinamismo 2.0: la experiencia de conducción
La experiencia de conducción de las versiones Audi e-tron S impresiona una vez más por su nivel de dinamismo, agilidad y tracción. En el modo S de la transmisión, ambos modelos aceleran de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos, de forma suave y casi sin ruido; y pueden alcanzar una velocidad máxima de 210 km/h, límite establecido electrónicamente. Gracias a un potente sistema de refrigeración, el motor proporciona una potencia total de 370 kW (503 CV) y 973 Nm de par de forma repetible y durante ocho segundos en cada caso. Los valores nominales con la palanca de cambios en la posición D, sin activación del modo boost, son 320 kW (435 CV) y 808 Nm.

En términos de estabilidad, las versiones S eléctricas destacan por su excepcional agilidad y tracción: pueden acelerar en curva de forma tan dinámica como un deportivo, con un comportamiento que favorece el protagonismo del eje trasero para aumentar su deportividad. Si el control de estabilidad ESC está ajustado en el modo “Sport” y se ha seleccionado el programa dynamic en el Audi drive select, la programación de la unidad de control facilita un alto nivel de dinámica transversal y, si se desea, también de derrapes controlados. En todo momento las reacciones son predecibles y se caracterizan por un nivel de seguridad y confianza extraordinariamente altos.

Dynamic photo

El sistema de propulsión: tres motores eléctricos
Las nuevas versiones S del Audi e-tron S son los primeros coches eléctricos del mundo producidos en serie con tres motores. Su diseño de propulsión se basa en un concepto con dos motores asíncronos diferentes; por ello, la gama e-tron se diseñó desde un principio bajo un concepto modular.

El motor eléctrico más grande, que acciona el eje trasero en las versiones 55 se instala ahora en el eje delantero, con un diseño adaptado y configurado para ofrecer una potencia de 124 kW (169 CV), que alcanza 150 kW (204 CV) en el modo boost. Una versión modificada del motor eléctrico más pequeño se instala por partida doble en el eje trasero. Entre los dos proporcionan una potencia de 196 kW (267 CV), alcanzando los 264 kW (359 CV) en modo boost.

Innovación pionera quattro: dos motores traseros con vectorización eléctrica de par
La propulsión se ha programado pensando en la eficiencia para un uso cotidiano; en el modo de conducción normal sólo funcionan los motores eléctricos traseros. La tracción delantera no actúa pero, si el conductor requiere más potencia, entra en funcionamiento automáticamente sin que el conductor lo perciba. También se conecta de forma predictiva si disminuye la adherencia. Lo hace cuando los valores de fricción son bajos y en curvas con gran aceleración transversal. La tracción eléctrica en todas las ruedas se complementa con otra innovación técnica: la vectorización eléctrica del par, que lleva a la era eléctrica las ventajas del diferencial deportivo convencional. A través de una transmisión, cada uno de los motores eléctricos traseros envía la fuerza de tracción a la rueda correspondiente, sin necesidad de que exista un diferencial mecánico. Cuarenta años después del lanzamiento de la tecnología quattro, Audi eleva el principio de las cuatro ruedas motrices a un nivel tecnológico completamente nuevo. El resultado: unas reacciones más ágiles y con capacidad autodireccional, que permiten una mayor velocidad de paso por curva.

Dynamic photo

La motricidad es otra ventaja. Durante la aceleración, si una rueda trasera entra en contacto con una superficie con un bajo valor de fricción –por ejemplo, hielo negro o un pavimento deteriorado–el par puede distribuirse entre los dos motores de forma precisa y rápida, repartiéndose gradualmente a la rueda con más tracción, mientras que la rueda con baja tracción continúa moviéndose casi sin par de impulso.

Los dos prototipos de las versiones S del e-tron equipan llantas de aleación de 20 pulgadas con diseño S de 5 radios en V y pueden montar llantas de hasta 22 pulgadas. Para lograr el dinamismo transversal típico de la gama S, la anchura de los neumáticos se ha ampliado hasta 285 mm en los tres diámetros de llanta: 20, 21 y 22 pulgadas. Unas pinzas de freno negras con un rombo rojo en forma de S, de seis pistones en la parte delantera, actúan sobre grandes discos de freno, que tienen un diámetro de 400 mm en las ruedas delanteras.

Otra característica es la dirección deportiva progresiva, cuya relación se vuelve cada vez más directa a medida que aumenta el ángulo de la dirección. Los ejes delantero y trasero tienen un diseño de cinco brazos. La armonización de la elastocinemática y de la amortiguación también se ha optimizado en las versiones S. Para reducir aún más los movimientos de balanceo en curva, se ha aumentado el diámetro de las barras estabilizadoras en ambos ejes.

Dynamic photo

Hasta 150 kW: máxima potencia también durante la carga
Durante un viaje, las versiones eléctricas S se pueden cargar con hasta 150 kW de potencia de corriente continua (DC), por ejemplo, en la red europea de Ionity. Esto significa que una carga del 5 al 80% sólo tardará alrededor de media hora. Un factor importante para ello es el elaborado sistema de gestión térmica con una bomba de calor (de serie), que enfría y calienta la batería, el interior y los motores eléctricos con cuatro circuitos. También se puede cargar en puntos públicos con corriente alterna (AC) hasta 11 kW.

El servicio Audi e-tron Charging Service garantiza un cómodo acceso a más de 140.000 puntos de carga públicos en 24 países europeos, previa solicitud, con solo una tarjeta de carga. En el primer año, Audi cubre la cuota básica de la Tarifa Transit, que también ofrece acceso a puntos de carga de alta potencia.

Declaración de imagen: pasos de rueda ensanchados
La imagen deportiva de las versiones S del e-tron presenta el lenguaje de diseño progresivo de Audi, que enfatiza los fuertes contornos de los pasos de rueda. Detalles como la parrilla Singleframe octogonal, sellada en su mayor parte y acabada en color gris brillante, traslada el diseño hacia la era eléctrica. En el borde inferior de los faros LED cuatro líneas horizontales crean la firma de la luz diurna identificativa de los modelos e-tron. Las versiones S destacan por los paragolpes delanteros y traseros fuertemente contorneados, con un difusor trasero que ocupa casi toda la anchura del vehículo. El paragolpes está flanqueado por entradas de aire más grandes y de diseño más expresivo, que mejoran el flujo. Se extienden por debajo de los faros, creando así una apariencia dinámica incluso a gran distancia. En ambos lados, los pasos de rueda son 23 mm más anchos. Los elementos de color plateado desde el borde del paragolpes delantero, en la parrilla Singleframe y las inserciones de la puerta hasta el difusor, enfatizan las características del vehículo. Los aditamentos más grandes pueden ir pintados en un color de contraste.

Dynamic photo

Las dos versiones S pueden equipar los faros digital Matrix LED, una innovación mundial en la producción en serie. Su luz se dispersa en pequeños píxeles y se puede controlar con gran precisión, lo que facilita muchas nuevas funciones como la luz de carril y de orientación. En áreas estrechas, por ejemplo, muestra la posición del coche en el carril, lo que ayuda al conductor a permanecer en el centro.

Interior y equipamiento avanzados
El interior de las futuras versiones e-tron S se ha mantenido en colores oscuros. Un gran arco conecta las pantallas de los espejos retrovisores virtuales con la cubierta del Audi virtual cockpit. El salpicadero está orientado hacia el conductor y la consola del túnel central descansa en soportes laterales abiertos. Los umbrales de las puertas y el volante incluyen distintivos S. La tapicería de cuero/Alcantara de los asientos deportivos y de la palanca de cambios tienen un rombo en relieve. En el caso de los asientos súper deportivos la tapicería en piel cuenta con un patrón de rombos en negro, gris Rotor o rojo Aras, y los asientos de contorno personalizado están tapizados en cuero perforado y añaden función de ventilación.

Consumo de combustible de los modelos mencionados:

Audi e-tron 55 quattro
Consumo combinado en l/100 km: 22,4 – 26,4
Emisiones combinadas de CO2 en g/km: 0

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: