BMW Group Planta San Luis Potosí avanza a paso firme para convertirse en la más sustentable del grupo para 2030

BMW Group tiene la firme convicción de que la protección al medio ambiente y el uso prudente de recursos serán los dos factores principales que determinen el futuro de nuestra sociedad.  A nivel global, BMW Group ha establecido como meta la reducción del 80% en las emisiones de CO2, adoptando un enfoque estratégico para todas sus áreas, incluyendo la cadena de suministro, el proceso de producción, así como las emisiones generadas por sus vehículos, llegando hasta la fase final del ciclo de vida de los mismos. Para contribuir a este esfuerzo, BMW Group Planta San Luis Potosí avanza a paso firme para convertirse en la más sustentable dentro de la Red de Producción Global del grupo en la siguiente década.

La Planta Mexicana se ha propuesto ser la primera Planta neutral en emisiones de CO2 de BMW Group. Para lograrlo, ha desarrollado una estrategia de sostenibilidad enfocada en cuatro pilares con el objetivo de desarrollar medidas de alto impacto en temas ambientales y el manejo eficiente de los recursos.

1. Eficiencia energética. El área de pintura ha desarrollado un sistema que aprovecha el calor residual, recuperando el aire caliente de los hornos y lo utiliza en otros procesos, logrando reducir el consumo de 200 m3 de gas natural por mes.

Con la finalidad de disminuir el consumo energético, toda la iluminación de la Planta utiliza lámparas LED y las líneas de producción emplean monitores tipo “factory smart insight”. Asimismo, los montacargas del área logística emplean baterías de iones de litio que son más eficientes, pues su vida útil es más larga y los tiempos de recarga son muy cortos en comparación con baterías tradicionales de plomo-ácido.

2. Fuentes de energías limpias. La Planta se abastece 100% de energía eléctrica libre de dióxido de carbono. Actualmente cuenta con 71,000 m² de paneles solares que proporcionan el 13% de la energía que se requiere, mientras que el 87% restante le es suministrado por un parque solar externo que cuenta con la certificación de “Declaración de conformidad de garantía de origen de la energía”. Adicionalmente, está trabajando para ampliar la instalación de paneles solares dentro de la Planta a 210,000 m² lo que permitiría generar el 26% adicional de la energía limpia requerida.

Además la Planta de San Luis Potosí está buscando alternativas para reducir el consumo de energía y la emisión de dióxido de carbono a través de la sustitución de gas natural por biogás en ciertos procesos.

3. Uso eficiente del agua. Consciente de la importancia del agua, la Planta hace un uso cuidadoso de los recursos hídricos. En primera instancia, el área de pintura utiliza un sistema especial de separación de pintura en seco que permite la correcta disposición de los residuos que resultan de este proceso sin hacer uso de agua minimizando así el impacto al medio ambiente. Esto convirtió a la Planta Potosina en la primera de toda la Red en eliminar por completo el uso de agua para recuperar los residuos de pintura.

El resto del agua empleada en el proceso de pintura es reacondicionada y reutilizada mediante tratamiento biológico.

Todas las aguas residuales usadas en otros servicios son tratadas, cumpliendo todas las normas de calidad y se reutilizan en la limpieza y riego de las instalaciones.  Una futura expansión hacia 2022 en la planta de tratamiento de aguas permitirá aumentar la capacidad de tratamiento y reutilización del recurso.

4. Cero residuos en relleno sanitario, manejo eficiente y reciclaje.  La Planta ha adoptado la política de cero residuos en rellenos sanitarios mediante la cual ha establecido que el 100% de los residuos generados sea separado y clasificado para facilitar su reciclaje y así evitar que su destino impacte negativamente al medio ambiente. Esta medida ha permitido reutilizar hasta 2,000 toneladas de cartón al año, 1,000 toneladas de madera, 19.9 toneladas de plástico (PET) y 10.7 toneladas de aluminio.

Igualmente, se han adoptado procesos de ensamble y almacenamiento libres de papel. Para lograrlo, el proceso de ensamble emplea etiquetas de radiofrecuencia y tecnología infrarroja que permiten a los empleados consultar los datos de configuración y equipamiento de los vehículos a través de las pantallas en sus estaciones de trabajo. Esta medida genera un ahorro de 60 kg de papel al día. Mientras que el ahorro de papel en el flujo de materiales en el almacén evita el consumo de dos toneladas de papel al año.

Acerca de estas acciones de sustentabilidad, Harald Gottsche, Presidente y CEO de BMW Group Planta San Luis Potosí expresó: “En BMW Group estamos comprometidos con el Acuerdo de París, por eso producimos nuestros vehículos de la forma más sostenible posible; nuestra Planta en San Luis Potosí ha sido instalada con las últimas tecnologías para ello. Asumimos responsabilidad por las próximas generaciones por lo que seguiremos mejorando a través de la implementación de medidas para convertirnos en la primera planta carbono neutral en México y de la Red de Producción Global de BMW Group”.

Los esfuerzos para BMW Group Planta San Luis Potosí no terminarán aquí, poco a poco se irán sumando otro tipo de iniciativas como la apicultura, para promover la polinización en la región. La tarea es muy grande y se requiere del apoyo de colaboradores, proveedores y socios de negocio para conseguir construir un futuro sostenible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: