El nuevo MINI John Cooper Works de Bulldog Racing ha superado su bautismo de fuego. En el Circuito de Provenza, cerca de la ciudad de Marsella, en el sur de Francia, el coche completó el extenso programa de pruebas de las últimas semanas.

El objetivo de estas exhaustivas pruebas era recopilar datos y conocimientos sobre las cargas que se ejercen sobre los componentes del chasis y la transmisión y su durabilidad. El ingeniero de chasis del Grupo BMW, Patrick Häussler, estuvo al volante del MINI de aproximadamente 225 kW (306 CV). Esto es una gran ventaja para el equipo de carreras: Patrick desarrolla productos de la serie BMW y MINI a tiempo completo y conoce el terreno de pruebas de Miramas desde hace años.

«Durante nuestra puesta en marcha en marzo, la tarea consistía en garantizar que el MINI John Cooper Works funcionara básicamente. Pudimos probar toda la gama de desarrollo en el centro de pruebas de BMW Group en Miramas. Además de las obligadas tandas de resistencia y la puesta a punto, pudimos hacer modificaciones y reparaciones en nuestro vehículo rápidamente in situ», dice Friedhelm Thelen, jefe de equipo de Bulldog Racing.

«Conduje por primera vez el MINI John Cooper Works en las 24h de Miramas. El MINI John Cooper Works es completamente nuevo, y precisamente por eso es fascinante lo mucho que ha avanzado el coche. Hemos podido hacer más kilómetros cada día y empezar con el trabajo de puesta a punto y las pruebas de neumáticos. Mi impresión del coche es positiva.  Para mí ha sido un gran placer poder aportar mi granito de arena para que podamos hacer una gran carrera en Nürburgring».

Bulldog Racing continuará con el programa de desarrollo con el nuevo MINI John Cooper Works en el Nordschleife en las próximas semanas. La primera carrera será del 06 al 08 de mayo de 2022 en las 24h ADAC de Nürburgring.