Nissan Mexicana, así es el poder de concluir un vehículo cada 40 segundos

De manera constante, Nissan Mexicana implementa nuevas tecnologías en sus procesos de producción, con el fin de redefinir el futuro de la movilidad y ofrecer vehículos de la más alta calidad. Esto, de la mano del equipo mexicano de ingeniería que trabajan en la fabricación de los vehículos, ensamblados en las diferentes plantas de Nissan en México.

Actualmente, las plantas de Nissan Mexicana -Aguascalientes A1, Aguascalientes A2 y planta de CIVAC, en Morelos- combinan lo mejor de la manufactura mexicana junto con la tecnología para producir vehículos en el menor tiempo posible y con la más alta calidad. De esta forma, Nissan, las plantas de Aguascalientes 1 y 2 son capaces de concluir una unidad cada 40 segundos gracias a la tecnología implementada, lo que es equivalente a una capacidad máxima de producción de hasta 2,400 unidades al día.

Además, estos procesos, en los que la tecnología ayuda a eficientar las etapas de armado de un vehículo, se hacen en condiciones óptimas y asegurando los más altos estándares de calidad que por más de 60 años han caracterizado a la producción de la marca en México, y la han colocado como la cuarta operación más grande de Nissan a nivel global.

Algunos de los procesos en los que la tecnología ayuda a eficientar las etapas de armado de un vehículo de Nissan son:

·         Digitalización y análisis de datos – Las redes de información existentes dentro de los procesos de las distintas plantas, optimizan el sistema de secuencia de materiales por medio del mejoramiento en el sistema de administración de inventario. Se confirma en cada punto del proceso los más altos estándares, mismos que son monitoreados y analizados para asegurar calidad de origen a nuestros clientes.

Lo anterior se logra gracias a la conexión de elementos cotidianos con el mundo digital a fin de intercambiar información en la red durante todo el proceso de manufactura del vehículo.

·         Automatización 4.0 – Por medio de la colaboración entre personas y tecnología a través de la creación de procesos más amigables y precisos, las plantas de Nissan en México han logrado robustecer sus procesos, logrando la integración de cobots, estaciones de confirmación de calidad con cámaras de visión e incluso sistemas que permiten predecir desviaciones en los equipos y herramientas para evitar fallas en el proceso. Todo lo anterior permite producir vehículos de calidad en un tiempo altamente competitivo.

“Sabemos que implementar la tecnología en nuestros procesos de producción es fundamental. No obstante, conlleva un reto y éste sólo es posible con el apoyo de todos los colaboradores que se encuentran en las plantas de Nissan en México”, destacó Joan Busquets, vicepresidente de Manufactura de Nissan Mexicana, “En Nissan seguiremos redefiniendo la movilidad, a través de la innovación y tecnología, para garantizar la máxima calidad y satisfacción para nuestros clientes”.

Excelencia en los procesos de manufactura

Nissan se ha enfocado en la innovación tecnológica, pero principalmente en la efectividad de los distintos procesos de producción, guiando a la marca a cumplir su meta de llevar a las personas a un mundo mejor y contribuir a la creación de sociedades más tecnológicas e interconectadas.

Motivo por el que, la marca nipona a través de Nissan Digital Acceleration, un programa enfocado en incrementar la competitividad de sus plantas, sigue implementando las mejores prácticas de la industria 4.0, con el objetivo de llevar los procesos de producción a ser más eficientes y modernos. Esto, con la alta calidad de la manufactura mexicana. 

Manufactura mexicana

Con 60 años de presencia en el país, Nissan se ha colocado como el referente en el desarrollo de vehículos, con la producción de más de 14 millones de unidades y 15 millones de motores en México.

Nissan Sentra, un vehículo elaborado en la planta de Aguascalientes 2, es la prueba de ello y de cómo la ingeniería japonesa y la manufactura mexicana hacen posible la producción de vehículos con los más altos estándares de eficiencia a nivel global. Características que han llevado a este icónico sedán de la marca a convirtiéndose, en uno de los vehículos más exportados, se envía a más de 23 países alrededor del mundo, incluyendo Estados Unidos y Brasil.

Asimismo, modelos como Nissan March, Nissan Versa y Nissan Kicks son reflejo de calidad, diseño, tecnología e innovación al ser vehículos que se producen en la planta de Aguascalientes 1, los cuales son asignados tanto para el mercado doméstico como para el mercado de exportación.

Del mismo modo, la planta de CIVAC desde su fundación en 1966 ha logrado la producción de más de seis millones de vehículos -de los más de 14 millones producidos por Nissan Mexicana- y actualmente ensambla las icónicas Pick-Ups Nissan NP300 y Nissan Frontier; las cuales han forjado un legado de más de 54 años de trayectoria y están posicionadas como referentes dentro de su segmento.

“Nissan no sólo asegura que la transformación en tecnología se vea reflejada en sus vehículos, a través de la seguridad, equipamiento y conectividad, sino que también en el proceso de producción que va acompañado del apoyo del equipo de ingeniaría mexicano que suman esfuerzos al negocio. Lo anterior, destacando como beneficios, seguridad y agilidad para los colaboradores”, concluyó Busquets.